martes, 23 de octubre de 2012

EL FÚTBOL SE APRENDE, NO SE ENSEÑA

Hoy debatíamos en el club sobre la conducta, el talento, maneras de ver el fútbol de ciertos jugadores y si debían adaptarse al modelo de juego o el modelo de juego a ellos.
Curiosamente salían a la palestra nombres que a mi me parecía increíble ya que se supone que esos jugadores eran los que deberían "cambiar". Ese jugador diferente, que se sale de lo normal, que te rompe los partidos.
Todo venía por buscar una identidad, algo que nos diferencie. El problema es que al ser un club modesto, una escuela, no podemos elegir los jugadores como los clubs grandes y debemos "tirar con lo que hay". Esto es un handicap muy importante a la hora de ese modelo o estilo que pretendemos para la escuela. Cuando el jugador está limitado...pues como escuela que somos "pa lante", pero lo que no entiendo es que se pretenda cambiar las conductas al jugador diferente, al que tiene talento de verdad. Curiosamente al llegar a casa leía un artículo que decía que el jugador es un 50% genética, 40% talento y que nos queda un 10 para potenciarlo cosa que refuerza mi postura.
Unos decían que había que quitar esa manía de conducir, de regatear, o de pisar el balón y frenarse. Yo venía a decir que por qué, si para nuestro estilo y modelo de juego iba bien. Que ya que no podemos elegir los jugadores por qué no buscamos la manera de encajar sus habilidades y talento a nuestro estilo. Ponía el ejemplo del Barça. Un club que lleva años con un mismo modelo e idea pero que ha ido adaptando los diferentes talentos y habilidades de los jugadores que han ido pasando por el club. Un claro ejemplo es el "4" de hoy al de hace unos años: Busquets no es Guardiola pero la esencia del juego es la misma.
La conclusión que yo saco teniendo en cuenta donde nos encontramos es que por supuesto hay que tener un modelo que nos identifique pero al jugador diferente, al que hace cosas que los demás no hacen, hay que ayudarle para que sus cualidades las ponga al servicio del equipo a través del modelo de juego.
Uno decía: "es que hay jugadores que por ejemplo son muy "vagos" a la hora de la presión tras pérdida" Mi contestación ha sido poner el ejemplo de Benzema e Higuaín en el Real Madrid. Mismo equipo, mismo entrenador, mismo modelo de juego....
Partiendo de la base de que el fútbol no se enseña si no que se aprende ( o es que alguien ha enseñando a jugar a Iniesta ), nosotros como entrenadores debemos guiar al jugador a que mediante su talento ayude al equipo con un modelo determinado. Saber donde, por qué, cuando y para qué conducir por ejemplo, hacerle ver donde su talento, su condición que le hace diferente es determinante y valida en nuestra idea de juego.


lunes, 22 de octubre de 2012

LA TOMA DE DECISIONES Y PROPUESTA DE MEJORA‏


Toma De Decisiones es el proceso mediante el cual se realiza una elección entre las opciones o formas para resolver diferentes situaciones de la vida (del juego) en diferentes contextos para alcanzar el objetivo”


 Durante los 95 minutos de un partido el futbolista piensa,  trata de intuir que ocurrirá dentro de un segundo, de estar decidiendo casi a cada instante la mejor de las opciones, con y sin balón.


“Son las decisiones y no las condiciones las que determinan los partidos”


Cuando hablamos de condiciones hablamos de las físicas. Se puede ser un gran futbolista y no tener unas grandes cualidades físicas. Se me vienen a la cabeza jugadores como Raúl o Juan Román Riquelme….Iniesta!!

¿Pero esa cualidad se nace con ella o se crea?

Indudablemente se entrena pero por supuesto que los genes mandan. Todo es mejorable y entrenable pero luego esta la capacidad de cada uno. Como dijo Ettore Mesinna:

“Hay jugadores que se encuentran mejor si sólo tienen que elegir entre dos opciones y otros que pueden llegar a contemplar diez porque saben manejarlas. La habilidad del entrenador consiste en saber quién puede hacerlo y a ese darle libertad”

Para un mejor desarrollo en el jugador primero debemos enfocarlo desde el punto de vista colectivo y competitivo. Buscar tareas que se acerquen en su contexto lo máximo a la realidad. Tareas en las que exista la relación con el compañero, que exista una oposición real. Tareas que acerquen al jugador a vivir el mayor número de experiencias que se pueda encontrar en competición. Pero nunca nos acercaremos al 100 x100 de la realidad.
Teniendo todo esto en cuenta lo ideal es un partido ¿no?, pero ni aun así sería real 100 x 100. ¿Como incluimos en la tarea los 50.000 espectadores que animan al rival? ¿Los fallos anteriormente cometidos? ¿La presión de pasar a la final en la tanda de penaltis?
Al final lo que se trata es de que se den las mayores condiciones posibles para facilitar esa decisión al jugador.


Aspectos a tener en cuenta:

El Jugador:

Características del jugador ya sean tácticas, técnicas, físicas o emocionales.

Las características del deportista se refieren a las características individuales de los
deportistas, tales como la altura, el peso, la composición corporal, sus conexiones
sinápticas en el cerebro, y a las características psicológicas como las motivaciones y
las emociones. En las fases iniciales de los aprendizajes, los individuos deben utilizar
todos los grados de libertad disponibles por el sistema motor para resolver una tarea.
Después de que se establezca un patrón de coordinación funcional para realizar la
tarea, este patrón irá siendo refinado a medida que el practicante explora cómo puede
satisfacer las variaciones en el contexto informacional de la competición (Araújo,
2006).

Modelo de juego:

Ni que decir tiene que toda tarea tiene que ser consecuente con nuestro modelo o idea de juego en base a sus principios y subprincipios.

Modelo de juego del rival:

Por supuesto que a la hora de diseñar las tareas tenemos que tener en cuenta el modelo de juego del rival para tratar de acercarnos a lo que nos podamos encontrar el domingo y poder encontrar y dar las soluciones adecuadas.

Contexto y sus variables

Terreno de juego y sus dimensiones, jornada, ir ganando, ir perdiendo, posición en la clasificación, jugar en casa o fuera, minuto del partido, situación de la jugada en el espacio/tiempo, clima, rival…

Luego evidentemente están los recursos con los que contemos como espacio para entrenar, tiempo, material…pero pueden considerarse secundarios.
Cualquier tarea en la que aparezca colaboración y oposición (3x3, 4x4, 5x4…) se producirán toma de decisiones. Incluso sin colaboración (1x1, 1x2…).
Para que esto produzca mejoría debemos reproducirlo en un escenario competitivo, lo más cercano a las situaciones que puedan darse en un partido, siempre trabajando en especificidad. Será la única manera de generar ese hábito de, ya no solo tomar buenas decisiones si no lo más rápido posible. Eso le permitirá tener más éxito en las acciones.
Se podría decir que lo que buscamos también para esa mejora de la toma de decisiones es su mejora de la “anticipación perceptiva”. Es decir; que cuanto más nos acerquemos a situaciones reales más rápido intuirá la jugada y por lo tanto la decisión ya no correcta, pero si al menos con la de mayor probabilidad de éxito.
Antes pensábamos que las fases “percepción-decisión” aparecían de forma separada, pero ahora se sabe que operan en el cerebro de manera global.





Gracias a Cesar Mendez ( Santa Ana 3ª Madrileñna ), Pablo Franco ( A.D.Illescas 3ª manchega ) y Antonio Narro             (@AntonioNarro C.D.A Navalcarnero Preferente Madrieña ). Antolín Gozalo (@antolingonzalo Cuerpo técnico de la selección española de fútbol) Profesores de nivel 2 y que me han aportado mucho para este trabajo. 

lunes, 27 de agosto de 2012

PLANIFICACIÓN DE UNA TEMPORADA EN CATEGORÍA ALEVÍN


DEFINICION DE PLANIFICACION.

Entendemos por planificación: el proceso que lleva a través del manejo de la información, organización, periodización y desarrollo de tareas a conseguir los objetivos establecidos.


INTRODUCIÓN

Nos encontramos con una categoría donde el margen de mejora siempre será grande y probablemente una de las más importantes en la vida futbolística del niño, ya que va a ser su primer acercamiento al campo de fútbol 11. En comparación con el fútbol 7, la ocupación del espacio es diferente, se incorporará una línea más en la formación del equipo y todo el trabajo técnico, táctico, físico y psicológico deberá aumentar para asegurar una buena adaptación del jugador en esta etapa.
Así pues, presentaremos la metodología y planificación, además de una sesión tipo. Según la mejora que se presente a lo largo de la temporada se irán diseñando las tareas.


PERIODIZACION

Los objetivos se dividirán en 3 macrociclos que irán aproximadamente desde el inicio de la temporada en Septiembre hasta Diciembre, desde el inicio del año en Enero hasta Marzo y desde ahí, el tercero, hasta el final de temporada. A su vez, dividiremos 9 mesociclos, estos en 4 microciclos y éstas a su vez en 3 sesiones y un partido. Los mesociclos siempre abiertos a ser modificados según se cumplan, o no, los objetivos marcados en sesiones y microciclos. Pinceladas que formen el plan de ruta a tratar durante el año, encontrándose éste siempre sujeto a cambios según las necesidades del jugador.

La planificación se hace teniendo presente los siguientes factores y  recursos:
  • Iniciación al fútbol 11. Edad de formación.
  • 20 jugadores.
  • 3 días de entrenamiento de 75 minutos.
  • 2 días en medio campo y uno en campo entero de fútbol 7. Hierba artificial.
  • 1 partido a la semana de competición, de 60 minutos
  • 10 balones, un juego de chinos de diferentes colores, 2 juegos de petos,               2 miniporterias, picas, conos y aros.
  • Escuela de fútbol. Repartir minutos.
  • Nivel socio-cultural medio.

Trabajaremos a lo largo de la temporada sobre unos principios y subprincipios cuya progresión será como hemos dicho anteriormente por macrociclos, donde en el primero lo desarrollaremos de una forma más analítica, en el segundo de una forma más global y terminando el último en la aplicación a la competición de todo lo desarrollado reforzando los principios y subprincipios trabajados.

Los subprincipios serán la base sobre la que trabajaremos en las tareas para llegar a los principios. Por ejemplo: Para la mejora del principio movilidad ofensiva, incidiremos sobre los subprincipios como pueden ser los desmarques y las líneas de pase.


OBJETIVOS

Esta planificación será tanto individual como global, para el correcto desarrollo del jugador. No podremos olvidarnos de que es una planificación integral en la que, al encontrarnos en una de las primeras etapas del niño será igual de importante su aprendizaje en valores deportivos, hábitos de vida saludable o trabajo en equipo como el trabajo condicional en conceptos técnicos, tácticos, físicos y psicológicos


FASES

Durante el primer macrociclo trabajaremos los aspectos defensivos y ofensivos por separados, llevando a cabo un principio por sesión y englobando el trabajo de ambos en la última sesión de la semana. De esta forma creemos que desarrollando sólo un principio en cada sesión, la asimilación será más sencilla teniendo en cuenta la categoría y periodo formativo del jugador.

A partir de aquí dividiremos las tareas en cuatro fases.

  • Activación: Con un método analítico para la mejora de la ejecución de los aspectos técnicos, toma de contacto con la sesión. Juegos de velocidad. Coordinacion.
  • Parte principal: Juegos de posesión y posición teniendo en cuanta en muchas de las tareas las cuatro fases del juego ( ofensiva, defensiva y transiciones ata-def y def-ata ), a partir del segundo macrociclo, trabajando la fase ofensiva y defensiva sólo en el primero. Ejecución técnico-táctica. Toma de decisiones de simples a complejas según se vayan cumpliendo objetivos. Evolución dentro de la sesión de las tareas intentando incorporar progresivamente los conceptos aprendidos en las anteriores, pasando de forma analítica a global.
  • Partido: Todas las sesiones terminaran con 2 partidos. 1 reglado con los objetivos que se trabajen en esa sesión y otro con juego “libre”.
  • Estiramientos. Flexibilidad


1.      Activación

En el inicio de la sesión prepararemos al jugador para las tareas que desarrollaremos a continuación, centrándonos en los subprincipios para trabajar los principios a los que posteriormente queremos llegar. Trabajaremos de forma analítica para la mejora de la ejecución técnica, puesto que pensamos que en esta etapa del jugador, debe haber primero un desarrollo técnico que nos lleve a esa mejora técnico-táctica posteriormente.

Emplearemos circuitos técnicos de coordinación, juegos para la cohesión grupal, juegos lúdicos, juegos de velocidad, trabajo de psicomotricidad, así como otros ejercicios técnicos analíticos (ruedas de pase, acciones combinadas…)


2.      Parte Principal

Una vez metidos en el contexto de la sesión, en esta parte de la misma buscaremos los principios marcados anteriormente con tareas más globales que en la parte de activación trabajando la mejora de la ejecución técnico-táctica. En estas tareas el jugador se encontrará en distintas situaciones, más reales al juego, que favorecerán su toma de decisión mejorando así las ejecuciones técnico-tácticas. Las tareas agrupadas en esta parte, tendrán una progresión en su dificultad acercándonos cada vez más al juego real.

Al término del primer macrociclo evaluaremos a los jugadores y si la evolución es correcta, comenzaremos a trabajar en tareas donde se den las 4 fases del juego. Lograremos así una retroalimentación entre entrenador y grupo favoreciendo la evaluación de los mismos. En el primer macrociclo sólo se trabajarán dos fases del juego, ataque y defensa para llevar una progresión en la adaptación al fútbol 11.

3.      Partido

Jugaremos en la última parte de la sesión dos partidos, siendo uno de ellos modificado e introduciendo reglas para favorecer el trabajo realizado anteriormente durante la sesión, continuando así con toda la progresión establecida desde el inicio de la misma. El segundo partido será juego libre para favorecer de esta forma la creatividad del jugador

4.      Estiramientos

Finalizamos la sesión con una serie de estiramientos para prevenir lesiones y como adquisición de conocimientos de higiene deportiva.

EJEMPLO DE MESOCICLO Y MICROCICLO



 EJEMPLO DE SESIÓN



CONCLUSIONES

Hemos sopesado las dificultades que conlleva una planificación anual, puesto que es un largo periodo en el tiempo. Además nos encontramos con una edad en la que existen muchas diferencias en el desarrollo de cada futbolista pudiendo evolucionar de manera distinta entre ellos. Todo esto hay que tenerlo en cuenta y realizar continuas valoraciones para posibles modificaciones en la planificación.
No se ha tenido en cuenta la especificidad en el puesto sino el desarrollo del jugador en distintas áreas del terreno para su continua formación y progresión, además de que al ser su primer año no conviene encasillarle en una demarcación fija, salvo en el trabajo de porteros que será el mismo que el resto de jugadores salvo en las tareas donde haya finalizaciones.


Por:

Miguel Ángel Expósito ( @miguelxpo21 ) Segundo entrenador de la A.D.Colmenar Viejo ( 3ª Gr. 7)  y entrenador del alevín B.

Luciano Candel ( @l_candel )  Segundo entrenador de la A.D.Colmenar Viejo B ( 1ª Regional ) y entrenador del alevín A. Preparador Físico cadetes y aficionado B.